Ser mujer negra en España

Títol: Ser mujer negra en España

 

Autora: Desirée Bela-Lobedde

 

Editorial: Plan B

 

Any d’edició: 2018

 

Sinopsis: ¿Cuánto tiempo llevas aquí? ¿Por qué hablas tan bien español? ¿Me enseñas tus papeles? ¿De dónde es una belleza tan exótica como tú? ¿Es verdad eso de que las mujeres negras sois unas fieras en la cama? Como una suerte de memorias, que van desde la infancia hasta la adultez, Desirée Bela-Lobedde, activista afroespañola, nos cuenta cómo es vivir siendo mujer y negra en España, cómo es sentirse siempre diferente y cómo es ser testigo del racismo que todavía existes en este país.

 

Vertebra su relato la transformación y los cuidados que ha dedicado a su pelo, naturalmente afro, narrado desde el corazón y desde la profunda convicción de que esto puede cambiar y que, finalmente, todos podemos llegar a ser mejores personas si logramos dejar los prejuicios y la intolerancia de lado.

 

Ser mujer en Espaça es un libro necesario para entender el racismo, y sobre todo, para que nunca más se produzca.

 

ressenya

Aquest Sant Jordi vaig animar-me a comprar un llibre que feia temps m’havia cridat l’atenció: “Ser mujer negra en España”, un assaig en forma de memòries de l’activista i comunicadora catalana Desirée Bela-Lobedde.

 

El primer que em va sorprendre va ser que fos tant amè, doncs el to d’aquest llibre relativament curt és desimbolt, proper i de vegades irònic. Tal i com diu a la nota final:

 

p.171 “Ojalá haya sido capaz de, aunque solo en algún momento, arrancarte alguna sonrisa, como te dije al principio que me proponía [...] Sobre todo espero que hayas pasado un buen rato.”

 

Foto amb Desirée Bela-Lobedde durant la Diada de Sant Jordi
Foto amb Desirée Bela-Lobedde durant la Diada de Sant Jordi

La idea del llibre va sorgir després de penjar un vídeo amb aquest mateix títol al seu canal de YouTube. “Ser mujer negra en España” aprofundeix en anècdotes i vivències que l’han acompanyat molts anys, des dels seus primers dies al col·legi, fins a l’actualitat.

 

Desirée denuncia sense embuts els comportaments racistes que ha hagut de suportar, la falta de referents mentre creixia, i el cànon de bellesa socialment acceptat que va abraçar sense qüestionar-s’ho. Malgrat que es manté ferma en les seves conviccions, quan dona la seva opinió sempre posa l’accent en respectar les dels demés, sense considerar-se superior en cap moment. 

 

A més a més, Desirée acompanya totes les seves afirmacions d’una pila d’enllaços a webs, vídeos, articles i molt més que podeu trobar als peus de pàgina per acabar d’enriquir la vostra lectura. Els enllaços estan escurçats perquè els pugueu buscar teclejant el mínim possible.

 

p.171 “También he intentado compartir contigo las reflexiones que todas estas vivencias suscitan en mí, y lo he hecho con la intención de invitarte a que con esta lectura, en vez de levantar tus muros, esos que pueden hacer que en estas líneas no veas más que victimismo y queja, te pongas por un momento en mi lugar y veas cómo es, desde mis ojos, ser mujer negra en España.”

 

 

A una de les conclusions a les que arribo un cop finalitzada la meva lectura és que, molt pitjor que fer un comentari racista o tenir un comportament racista, és negar la naturalesa d’aquest: des d’excusar-se darrere de bones intencions a titllar l’altra persona de victimista i exagerada. Molt sovint gent que no és racista diu o fa alguna cosa que ho pot ser sense ser-ne conscient, potser perquè ho ha interioritzat així des de ben petits. Desirée reivindica la importància de fer-los-hi veure:

 

p.118 «Agota encontrarse siempre, en cualquier círculo, con que las personas a las que señalas actitudes negativas, en vez de corregirlas, construyen muros y se protegen detrás de un fuerte para seguir en sus trece en vez de ponerse en tu lugar. [...]

 

Muchas veces pienso que las personas que reaccionan tan a la defensiva son personas que no están acostumbradas a que les llamen la atención sobre sus comentarios ofensivos. Pero ¿sabes qué? Como mujer negra que soy, no es mi problema. Igual que yo he aprendido a gestionar la incomodidad que me genera oír esos comentarios, me parece interesantes que las personas de mi entorno aprendan a gestionar la incomodidad que les produce a ellas que les señalen sus “racistadas”. Sé que mi último comentario puede levantar ampollas, pero creo que hay que decir las cosas, y a veces hay que decirlas un poquito a la brava, porque siento que, como dice el dicho “si escuece, cura”.»

 

Però reconec que el tema que més m’ha xocat durant la lectura ha sigut l’èmfasi que posa Desirée Bela-Lobedde en els cànons de bellesa occidentals assimilats per la gent negra, com ara allisar el cabell o blanquejar la pell. Mai m’havia plantejat totes les connotacions que té el cabell per a les noies negres. No només com a símbol cultural, sinó també pels problemes de salut que ocasionen els tractaments als quals es sotmeten.

 

p.150 “El uso reiterado de productos para blanquear la piel hace que esta se vuelva cada vez más fina. Lo que lleva a que en algunos países de África donde el bleaching está muy extendido los médicos y los cirujanos empiecen a tener verdaderos problemas cuando tiene que coser heridas en mujeres blanqueadas, porque su piel es tan fina que ya no permite ser suturada. ¿Te das cuenta de la gravedad del problema? [...]

 

Dicho esto, voy a volver a insistir en el derecho de cada una a hacer lo que quiera con su cuerpo. [...] Tú decides. Pero por favor, que tu decisión sea informada.

 

Conocemos muy bien los riesgos del alcohol, del tabaco, las drogas, el sexo sin protección..., pero sobre los peligros del alisado del cabello y del aclarado de la piel no sabemos tanto. O no sabemos nada. No sabemos, por ejemplo, que los productos que se usan para alisar el pelo contienen ingredientes que son disruptores hormonales. Esto quiere decir que son productos que pueden producir cambios hormonales en tu cuerpo: en una niña pueden acelerar la menstruación; en una mujer adulta pueden acelerar la menopausia. Muchas cremas alisadoras contienen lejía, y las que no contienen lejía contienen otros productos igualmente dañinos, además de que todos tienen una base de petrolato que entra en contacto con el cuero cabelludo... y pasa a la sangre.”

Els últims capítols del llibre són un xic repetitius, doncs Desirée aprofundeix en temes que ja ha tractat anteriorment, però serveixen per reafirmar i recapitular. Així que tant si us considereu activistes, com si mai us havíeu plantejat la situació de tantes altres persones com la Desirée, llegiu “Ser mujer negra en España” sigui quin sigui el vostre color de pell.

 

I ja que el mes de maig es el “Get Caught Reading Month” (el mes de que t’atrapin llegint), feu com jo i deixeu-vos veure mentre ho feu! És un llibre ideal per aquest fi... Paraula de Mixa!

 

Mx


Escribir comentario

Comentarios: 0